"Jaca" Recuerdos y Bellezas de España. F.J. Parcerisa, 1844
Jaca turismo en Pirineos: hotel, restaurante, turismo rural, apartamento, ocio, deporte y mucho más
[ VOLVER ]Turismo. Jaca y sus monta�as. HechoTurismo | Jaca historia

Los orígenes de Jaca y su historia



Monasterio de SiresaEl geógrafo griego Estrabón ya hablaba de la tribu de los “iakketanoi” y a lo largo de la historia vio pasar a íberos, celtas, vascones, romanos, visigodos, francos, árabes, judíos y cristianos. Los ejércitos romanos cruzaron el Somport hacia el año 195 a. C. y ocuparon la conocida como Iacca, cabecera de una región poblada por los “Iaccetanis”.

Durante la época visigoda Jaca siguió manteniendo cierta vitalidad. Siglos después, el imperio carolingio pretendió estas montañas y estableció residencias y poderes. En la pequeña aldea de Siresa (en el valle de Echo), levantó el Monasterio de San Pedro, monumento capital de la época.

Al tiempo los ejércitos musulmanes fijaron la Marca Superior de al-Andalus a escasos kilómetros al sur de Jaca, en Huesca, mientras realizaban incursiones sobre las inhóspitas montañas del norte en las que se refugiaban las comunidades cristianas. El Monasterio de San Juan de la Peña, en el término municipal de Jaca, es la muestra más importante de este periodo.

Aquellos condes francos que se instalaron en las  “montañas de Jaca” acabaron siendo sustituidos por dinastías locales. A mediados del siglo IX se fundó el Condado de Aragón, en manos de Sancho Garcés I de Navarra. Después de diversos conflictos con los musulmanes, en el año 1016 Sancho III el Mayor se proclamó Conde de Aragón y a su muerte entregó en herencia estas tierras a su hijo Ramiro, quien abrió la dinastía de los Aragones y fijó su residencia en Jaca, entonces no más que un pequeño poblado agrícola estratégicamente situado.

Sueldo jaquésSería su hijo Sancho Ramírez quien dotaría a ese núcleo de los instrumentos legales necesarios para propiciar su desarrollo y crecimiento a partir de 1077. “Sepan todos los hombres que están hasta Oriente, Occidente, Septentrión y Meridional, que yo quiero constituir una ciudad en mi villa que es llamada Jaca”, proclamó. Le concedió un moderno Fuero que garantizaba la igualdad y libertades de sus ciudadanos y creó varias figuras de carácter económico que resultaron determinantes para atraer a ciudadanos burgueses de ambas vertientes de la cordillera (gascones y bearneses) y consolidar su futuro mercantil. Entre ellas destacaba la celebración de un mercado semanal y la organización de ferias. El Fuero jaqués sería un modelo para otras ciudades medievales.

En el plano religioso, trasladó la sede episcopal a Jaca y mandó construir la catedral de San Pedro, una de las primeras de estilo románico de la península. Los maestros de Jaca que trabajaron en la construcción del templo exportaron después su estilo y conocimiento a través del Camino de Santiago, perdurando su sello en numerosas iglesias de la ruta jacobea.

Sancho Ramírez fue un monarca de ideas avanzadas convencido de la necesidad de abrir su minúsculo reino a Europa. En el año 1068 viajó a Roma y firmó vasallaje al Papa, lo que le otorgaba legitimidad para sus empresas de reconquista. Conforme su territorio fue creciendo hacia el sur Jaca perdió importancia e influencia política, no así económica y militar. Con la conquista de Huesca en el año 1096 la capitalidad del Reino se trasladó a esta ciudad y Jaca vio menguado su poder político.

Sarcófago con los restos de Doña SanchaPero la ciudad ya estaba en pleno proceso de consolidación. Su trama urbana se había diseñado según el modelo romano; es decir, dos grandes calles que se cruzan: el cardo que serían las actuales Zocotín y Ramón y Cajal, y el decumano, que sería la actual Calle Mayor. La ciudad se amuralla en los siguientes decenios y vive una pujante época de crecimiento gracias a su situación en mitad del Camino de Santiago. Comerciantes y peregrinos visitan la ciudad y ésta se dota de los servicios necesarios para atender el intenso flujo de viajeros. Se establece una comunidad judía  de mercaderes y una floreciente vida comercial.

En el extremo sur del decumano (Calle Mayor) se construyó en el siglo XVI el Monasterio de las Benedictinas, aproximadamente en el mismo espacio en el que Ramiro I había emplazado la primera residencia real en Jaca. Éste Monasterio se creó para albergar la comunidad religiosa que desde el siglo XI había permanecido en la cercana localidad de Santa Cruz de la Serós. En su interior reposan en un magnífico sarcófago los restos de Doña Sancha, hermana del primer rey aragonés.

Jaca, que en 1134 había celebrado la reunión de todos los nobles aragoneses en la que se eligió a Ramiro II como nuevo rey de Aragón tras la muerte sin descendencia de su hermano Alfonso I, mantuvo a lo largo de los siglos un ascendente político y simbólico sobre el resto de los territorios de la corona aragonesa. Su condición de primera capital del primitivo reino le insufló un halo de prestigio recurrente en momentos de crisis, como la vivida tras la muerte de Alfonso I.

Su carácter transfronterizo se fue determinando conforme se consolidaban los límites territoriales de los reinos europeos y la cordillera pirenaica se erigía en eficaz frontera natural. En 1592 Felipe II ordenó la construcción de una fortaleza en los campos que habían configurado el Burgo Nuevo, el barrio levantado extramuros de la ciudad, dentro de su plan de defensa contra las invasiones francesas por las guerras de religión y las revueltas internas. La monarquía de los Austrias pretendía así dar un golpe de autoridad levantando una soberbia fortaleza pentagonal diseñada por el prestigioso ingeniero italiano Tiburcio Spanochhi, que diera respuesta a un ejército provisto de artillería.

Fachada Ayuntamiento de JacaDe ese periodo es también la bella Casa Consistorial (1544), construida según el estilo de los palacios platerescos aragoneses de la época. La ciudad crece y se articula como dinámico núcleo comercial en el que se constituyen importantes gremios de artesanos. El casco urbano se define tal y como lo conocemos hoy en día pero Jaca deambula entre un lejano pasado de esplendor y un presente azotado por frecuentes pestes, incendios, crisis demográficas y económicas, y un estancamiento general.

En la Guerra de Sucesión Jaca se alía con los Borbones y al final de la misma Felipe V le otorga el título de “muy noble, muy leal y muy vencedora” y la flor de lis en su escudo. La Guerra de la Independencia vuelve a situarle en primer plano con la rápida conquista de la ciudad por las tropas napoleónicas. Estuvieron desde 1809 a 1814. Jaca experimenta a principios del siglo XX un despertar urbanístico y demográfico, motivado en buena medida por el derribo de su muralla medieval, que se inició en 1908. La burguesía local construye en las nuevas zonas de expansión de la ciudad bellos edificios que siguen las corrientes arquitectónicas de la época. Modernismo y clasicismo representan una manera de plasmar este nuevo urbanismo que rompe definitivamente con la austera arquitectura tradicional de montaña. Paralelamente se vive una ferviente actividad de obra pública con la construcción del matadero, el nuevo Seminario, el Regimiento Galicia, la Residencia Universitaria o las infraestructuras necesarias para el ferrocarril, que llegaría a Jaca en 1893 camino de Canfranc.

Extractos de “Una semana en Jaca y el valle de Canfranc”, de Juan Gavasa Rapún. Sua Edizioak 2012.

Vista medidional de la Ciudad de JacaPeña Uruel vista desde la CiudadelaMonasterio Viejo de San Juan de la Peña

Datos de interéss y más infodatos de interés»

- Jaca fortificada
- Jaca románica
- Jaca modernista
- Pueblos cercanos
- Cómo llegar y accesos

actividades en JacaContactar con jaca.com

nuestras recomendaciones

actividades en JacaAlojamientos en Jaca

Turismo rural, apartamentos, hoteles, albergues... ¡con ofertas especiales!

actividades en JacaRestaurantes en Jaca

Cocina tradicional aragonesa, carnes a la brasa, asados, chuletones, comida para llevar, pizzerias... en Jaca

actividades en JacaJaca sin gluten:

Propuestas en Jaca para celíacos...

actividades en JacaJaca gastronómica

La restauración y la gastronomía en general pasan en Jaca por uno de sus mejores momentos...

actividades en JacaJaca deportiva: Aventura, montaña y actividades de ocio en Jaca

Empresas de aventura, deporte de riesgo, montaña y rutas, escalada, vuelo, parapente, tirolinas, esquí y mucho más en Jaca y su entorno... ¿Quieres emociones? Ven a Jaca

actividades en JacaAgenda de Jaca y sus montañas

actividades en JacaEl tiempo, webcam y carreteras

Todo lo que necesitas para preparar tu estancia: previsión meteorológica, webcams de Jaca, Canfranc, Somport y las estaciones de esquí. Previsión de Snowforecast para Astún y Candanchú...

actividades en JacaJaca y el románico

El románico jaqués se extiende sobre un territorio muy amplio. Las huellas de los mismos canteros se observan en monumentos distantes entre sí...

www.jaca.com es una página de Pirineum



www.jaca.com es un portal de www.pirineum.es
Si quieres anunciarte en nuestro sitio o necesitas una web, contáctanos y te asesoramos

Pirineum Diseo web e internet en Jaca (redes sociales, marketing, promocin, posicionamiento en buscadores...)

 

Facebook de jaca.com: http://www.facebook.com/jacapirineos Twitter de jaca.com: https://twitter.com/jacacom Canal Youtube de jaca.com: http://www.youtube.com/user/jacapirineos Canal Youtube de jaca.com: http://www.youtube.com/user/jacapirineos INSTAGRAM  de Jaca Pirineos

> Tarifas y publicidad en jaca.com
> Aviso legal
> POLÍTICA DE COOKIESPOLÍTICA DE COOKIES

Comentarios, observaciones y sugerencias: contacto@pirineum.es
Queda prohibida toda reproducción, total o parcial,sin autorización previa.
© Pirineum · CONTACTO